Tronco de Navidad

Si te digo que este Tronco de Navidad está impresionante… créeme que yo nunca miento. Menuda receta, he triunfado con ella, y ya quieren que lo repita sin haberlo acabado aún. Una receta muy navideña aunque creo que este año haré tronco de chocolate todo el año.

El Tronco de Navidad es un postre tradicional, que se suele comer en estas fechas en los distintos países europeos. Su origen es francés, también es llamado La Buche de Nöel y como su propio nombre indica es un postre realizado y decorado para que parezca un tronco que se va a echar en una chimenea.

tronco de navidad

Se realiza con bizcocho genovés, el cual es un tipo de bizcocho esponjoso, realizado en una plancha en el horno para que quede rectangular y plano. De esa forma una vez horneado se pueda enrollar y rellenar de lo que a cada uno más le guste o apetezca. El relleno, puede ser desde dulce a salado. Yo lo he rellenado de chocolate, pero también está la opción de la nata , crema pastelera, turrón….. Y en salado, imaginaros la cantidad de variantes que puede admitir, ya tengo en mente algunas recetas…

Ingredientes para el Tronco de navideño

El origen del tronco de Navidad, se remonta a una tradición cristiana, antiguamente se quemaban troncos de leña, sobre todo frutales para celebrar el solsticio de invierno. El ritual del encendido corre a cargo del mayor o del menor de la familia y a veces se hace con las cenizas del tronco quemado el año anterior. Tiene que arder al menos tres días y se riega con agua, vino o aceite. Mi tronco de chocolate estás navidades será protagonista en la mesa y en un lugar destacado porque se lo merece.

Ya en el siglo XIX, cuando empezaron a introducirse las estufas, y esta tradición se fue perdiendo, comenzándose a utilizar el tronco de navidad como postre. La verdad que es una historia muy curiosa y amena para contarle a nuestros hijos al mismo tiempo que disfrutan comiéndose este exquisito postre.

La decoración de este postre, puede ser muy variada, yo me decanté por hojas de acebuche, que había recogido hacía unos días que fuimos a la sierra y grosellas que le da ese puntito de color. Pero el tronco acepta la decoración que más nos apetezca, desde azúcar glass, como si le hubiera caído una gran nevada en ese momento, moras, muérdago, pino el toque verde siempre le quedará genial.

Receta de tronco navideño

Receta para el Tronco de Navidad

Las Navidades están a la vuelta de la esquina, esta fecha del año nos solemos juntar las familias alrededor de una mesa, en la cual recordamos a aquellas personas que se fueron , pero al mismo tiempo reímos recordando anécdotas, comiendo, bebiendo y sobre disfrutando que de eso se trata. Además los dulces son protagonistas, empezamos el día con ellos y lo acabamos con ellos también. Mantecados, hojaldrinas, galletas de jengibre y este año no faltará mi tronco de chocolate.

Y una vez dicho todo esto vamos con la receta de este súper Tronco de chocolate navideño que lo único que le hace falta es volar.

Ingredientes:

Para el bizcocho

  • 4 huevos
  • 100r de azúcar blanca
  • 125gr de harina
  • Unas gotas de esencia de vainilla

Almíbar

  • 50gr de azúcar
  • 50ml
  • agua
  • 1 cucharada de licor de naranja (u otro licor que te guste)

Cobertura y relleno

  • 400gr de nata para montar 35%materia grasa
  • 300gr de chocolate negro 70%
  • 100gr de mantequilla sin sal a temperatura ambiente

Elaboración de la receta

  1. Comenzamos con la plancha del bizcocho, este será un bizcocho genovés básico. Para ello separamos las yemas de las claras. Batimos las yemas junto con el azúcar hasta que blanquee.
  2. En un bol ponemos las claras, comenzamos a batir a velocidad alta hasta obtener picos firmes, reservamos.
  3. Incorporamos en dos o tres veces, las claras en la mezcla de las yemas, mezclamos con movimientos envolventes.
  4. Añadimos la harina tamizada, mezclamos hasta que quede todo bien integrado.
  5. Precalentamos el horno 180º.
  6. Ponemos en nuestra bandeja de horno papel sulfurizado y extendemos nuestra masa. Con ayuda de una espátula vamos repartiendo para que quede igualada por todas partes.
  7. Horneamos a 180º aire  arriba y abajo durante 10-12 minutos. No dejes que se dore mucho y haz la prueba del dedo, presiona, si se hunde y luego vuelve a su ser está listo.
  8. Sacamos del horno. Humedecemos un trapo limpio de cocina y enrollamos en este, dejamos enfriar enrollado en el trapo para que así a la hora de rellenar y volver a enrollarlo no se nos rompa.
  9. Mientras tanto preparamos el almíbar, ponemos en un cazo el agua, el azúcar y el licor y llevamos a ebullición dejando hervir 5 minutos sin parar de remover. No lo dejes mucho más que el azúcar se cristalizará.
  10. Para el relleno y cobertura calentamos la nata en un cazo y cuando esté a punto de ebullición (no la dejes hervir) retiramos del fuego y le añadimos el chocolate, removemos hasta que quede fundido. Incorporamos la mantequilla y con unas varillas removemos hasta derretir también.
  11. Vertemos el chocolate en un bol, tapamos a piel con film transparente para que no haga costra y dejamos enfriar en el frigo durante una hora o dos mínimo.
  12. Una vez frío nuestro chocolate, montamos con nuestras varillas. No hace falta que montemos demasiado simplemente que quede una textura suave y cremosa.
  13. Retiramos el trapo que envuelve nuestro bizcocho y con ayuda de un pincel vamos pintando el bizcocho con el almíbar, extender por todos lados para que quede húmedo.
  14. A continuación y ayudándonos de una espátula o manga pastelera ponemos el relleno dejando uno de los extremos libre de este, sin llegar al filo, para que a la hora de cerrar el tronco no se nos salga el relleno.
  15. Con mucho cuidado vamos enrollando de nuevo nuestro tronco y colocamos en la bandeja de presentación ya que sobre esta decoraremos.
  16. Para no manchar nuestra bandeja cubriremos por los lados con papel plata o papel de horno y así trabajaremos más tranquilos.
  17. Lo primero que haremos será cortar uno de los extremos en diagonal que será una de las ramas del tronco, esto le dará aún más realismo a nuestro postre. Pegaremos con la cobertura de chocolate al tronco, así no se moverá.
  18. Para la cobertura, comenzamos esparciendo el chocolate por encima, si tenéis espátula o pala fina os será más fácil. Sed generosos en la cobertura y no hace falte que quede perfecto, esta decoración será algo rústica. Para que quede con la forma de tronco ir pasando la paleta y haciendo las marcas o bien con un tenedor hacer líneas simulando la corteza. Recuerda que no debes de poner cobertura en los extremos del tronco, de esta forma se vera el interior.
  19. Decoramos con azúcar glass, algunas hojitas verdes y frutos rojos. Listo para presentarlo y comerlo.
Tronco de Chocolate
 
Tiempo de preparación
Tiempo de cocinado
Tiempo total
 
Autor:
Tipo de cocina: Repostería
Ingredientes
  • Para el bizcocho
  • 4 huevos
  • 100r de azúcar blanca
  • 125gr de harina
  • Unas gotas de esencia de vainilla
  • Almíbar
  • 50gr de azúcar
  • 50ml
  • agua
  • 1 cucharada de licor de naranja (u otro licor que te guste)
  • Cobertura y relleno
  • 400gr de nata para montar 35%materia grasa
  • 300gr de chocolate negro 70%
  • 100gr de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
Instrucciones
  1. Comenzamos con la plancha del bizcocho, este será un bizcocho genovés básico. Para ello batimos los huevos junto con el azúcar hasta que blanquee.
  2. En un bol ponemos las claras, comenzamos a batir y poco a poco y vamos incorporando el azúcar hasta obtener picos firmes, reservamos.
  3. Incorporamos en dos o tres veces, las claras en la mezcla de las yemas y el azúcar, mezclamos con movimientos envolventes.
  4. Añadimos la harina tamizada, mezclamos hasta que quede todo bien integrado.
  5. Precalentamos el horno 180º.
  6. Ponemos en nuestra bandeja de horno papel sulfurizado y extendemos nuestra masa. Con ayuda de una espátula vamos repartiendo para que quede igualada por todas partes.
  7. Horneamos a 180º aire arriba y abajo durante 10-12 minutos. No dejes que se dore mucho y haz la prueba del dedo, presiona, si se hunde y luego vuelve a su ser está listo.
  8. Sacamos del horno. Humedecemos un trapo limpio de cocina y enrollamos en este, dejamos enfriar enrollado en el trapo para que así a la hora de rellenar y volver a enrollarlo no se nos rompa.
  9. Mientras tanto preparamos el almíbar, ponemos en un cazo el agua, el azúcar y el licor y llevamos a ebullición dejando hervir 5 minutos sin parar de remover. No lo dejes mucho más que el azúcar se cristalizará.
  10. Para el relleno y cobertura calentamos la nata en un cazo y cuando esté a punto de ebullición (no la dejes hervir) retiramos del fuego y le añadimos el chocolate, removemos hasta que quede fundido. Incorporamos la mantequilla y con unas varillas removemos hasta derretir tambien.
  11. Vertemos el chocolate en un bol, tapamos a piel con film transparente para que no haga costra y dejamos enfriar en el frigo durante una hora o dos mínimo.
  12. Una vez frío nuestro chocolate, montamos con nuestras varillas. No hace falta que montemos demasiado simplemente que quede una textura suave y cremosa.
  13. Retiramos el trapo que envuelve nuestro bizcocho y con ayuda de un pincel vamos pintando el bizcocho con el almíbar, extender por todos lados para que quede húmedo.
  14. A continuación y ayudándonos de una espátula o manga pastelera ponemos el relleno dejando uno de los extremos libre de este, sin llegar al filo, para que a la hora de cerrar el tronco no se nos salga el relleno.
  15. Con mucho cuidado vamos enrollando de nuevo nuestro tronco y colocamos en la bandeja de presentación ya que sobre esta decoraremos.
  16. Para no manchar nuestra bandeja cubriremos por los lados con papel plata o papel de horno y así trabajaremos más tranquilos.
  17. Lo primero que haremos será cortar uno de los extremos en diagonal que será una de las ramas del tronco, esto le dará aún más realismo a nuestro postre. Pegaremos con la cobertura de chocolate al tronco, así no se moverá.
  18. Para la cobertura, comenzamos esparciendo el chocolate por encima, si tenéis espátula o pala fina os será más fácil. Sed generosos en la cobertura y no hace falte que quede perfecto, esta decoración será algo rústica. Para que quede con la forma de tronco ir pasando la paleta y haciendo las marcas o bien con un tenedor hacer líneas simulando la corteza. Recuerda que no debes de poner cobertura en los extremos del tronco, de esta forma se vera el interior.
  19. Decoramos con azúcar glass, algunas hojitas verdes y frutos rojos. Listo para presentarlo y comerlo.
 

 

 

Quieres compartir ? Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Pin on PinterestPrint this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puntuación de la receta:  

Comentarios